Tag: diagnóstico

Querer curarse VS Desear curarse

by on Dic.24, 2014, under Artículos de Salud

    Uno de los objetivos de cualquier persona es desear mantenerse sano, sin enfermedad ni dolor. Los pacientes reclaman en todas las consultas médicas o fisioterapéuticas  la desaparición del dolor. Desean a toda costa eliminar las molestias que sienten y que les incapacitan laboral o deportivamente.Dolor-neuropático-5

   Mi cometido principal como profesional de la salud está definido por los verbos: aliviar, curar, paliar. Para ello es imprescindible desarrollar la escucha, la observación, la capacidad de relación y por supuesto el conocimiento y la experiencia. Pues bien, mi experiencia me dice que hay que desear menos y querer más. Me explico: desear es abstracto, querer es concreto. Desear tiende a la idealización, querer a la concreción. Desear crea obstáculos porque siembra la duda, querer despeja el camino porque te concentras en la acción. En definitiva: desear se centra en conseguir el objetivo a toda costa y por tanto te aleja de él, mientras que querer se centra en la acción, lo que permite tomar decisiones oportunas para conseguirlo.

    Suelo tratar de descubrir cuál es el objetivo principal de mis pacientes, y les expreso los pros y contras de cada enfoque. Pero sobre todo los dirijo más al proceso que a los síntomas puntuales. Les suelo decir que cada vez doy menos diagnósticos y explico más los procesos. Es la diferencia entre ver una foto y un vídeo. La foto es un instante congelado, el vídeo es el desarrollo del momento.

     Entiendo que a ciertos niveles médicos, judiciales, periciales, etc… sea necesario hacer un diagnóstico específico, por necesidades de categorización, clasificación, valoración de  indemnizaciones etc… pero a nivel del fisioterapeuta, lo importante es el proceso que ha llevado al paciente a sentir el dolor o padecer una disfunción, especialmente cuando se trata de trastornos no traumáticos (que son el 90 % de los casos en consulta).

   Debemos hacer hincapié en el análisis de los hábitos diarios, las posturas habituales, las circunstancias emocionales que rodean las situaciones diarias, los movimientos repetitivos, y en el caso de deportistas, el tipo de deporte en relación a la características propias del paciente. Todo esto, bien analizado, provee de las pistas más importantes para enfocar el diagnóstico y por supuesto el tratamiento, ya que co-responsabiliza al paciente de su salud.

  Tengo claro que nosotros los profesionales somos únicamente catalizadores de la salud, y que el paciente es el que realmente se cura. Pero entonces….¿Por qué unos lo hacen con más facilidad que otros?. Pues atendiendo al título de esta entrada, está claro. Los pacientes que se curan lo hacen porque “quieren” curarse. Los que no lo consiguen, es porque “desean” curarse. “Querer curarse” significa ser consciente de los diferentes aspectos que rodean al problema, por lo que es capaz de realizar las actuaciones necesarias, según las indicaciones del profesional. Además querer curarse implica un control emocional más equilibrado del proceso, que facilita la recuperación porque no hay dudas de dónde están los problemas, con lo cual sólo falta actuar y dar tiempo al proceso. Sin embargo “desear curarse” implica que lo más importante es, como se suele decir “eliminar al mensajero”, sin tener en cuenta los datos y las circunstancias, por lo cual el paciente se aleja de la recuperación porque no entiende cómo ha llegado ahí, y por tanto no puede realizar las acciones correctivas.

a-su-salud-curarse-en-el-extranjero-salud-enfermedad-derechos-expatriados-europa

   “Desear curarse” elimina la responsabilidad y convierte al paciente en víctima, lo que implica que el problema pasa a controlar la persona; y por supuesto se engendran dudas que, como decía D.Goleman, te secuentran emocionalmente. Este tipo de pacientes desean eliminar a toda costa la molestia, lo que implica exceso de medicación, tratamientos cada vez más invasivos y por tanto cronificación de los procesos y alteraciones de toda índole (neurotransmisores, hormonales, posturales, emocionales…)

  Nuestra misión es informar, esclarecer los procesos de morbilidad, y proveer de herramientas de cambio o modificación, el resto……… depende de que el paciente QUIERA curarse.

También puede interesarte:

Leave a Comment more...

El 61% de los pacientes utilizan internet para un posible diagnóstico

by on Abr.08, 2013, under Noticias

Según un estudio elaborado por The Family Watch en el que se han realizado encuestas a 323 pacientes de edades comprendidas entre 14 y 75 años, pertenecientes a centros de salud de la comunidad de Madrid, el 61 por ciento de los pacientes de Atención Primaria recurren a internet para obtener un posible diagnóstico.

Dicho estudio ha reflejado que el 61 por ciento de los usuarios de internet son mujeres con una edad media de 48 años, un 92 por ciento poseen un nivel de estudio medio-alto y el 18 por ciento de los usuarios tienen índices de renta bajos.   medica-internet2

La investigación ha demostrado que el uso de Internet está asociado a personas de menor edad, con un nivel alto de estudios y una cota de ingresos media-alta. En concreto, el 83,5% de los usuarios de internet están comprendidos entre 25 y 44 años, y únicamente el 44 por ciento entre 65 y 75 años.

La mayoría de los pacientes que recurren a Internet para informarse sobre temas de salud reconoce que el fin de dicha consulta es obtener un “primer diagnóstico”. El asesoramiento en la red les ha servido a muchos de ellos para cambiar su punto de vista en relación conla salud.

El 60,1 por ciento de los usuarios comentan estos cambios con su médico, y de los que no lo hacen, el 59,6 por ciento alegan que no les parece importante hacerlo. Sin embargo, el 80,8 por ciento considera que el médico estaría dispuesto a hablar con ellos sobre la información que encuentran en la red.

El estudio ha demostrado a su vez que Internet no reemplaza al médico ni mina su autoridad. Lo que en realidad hace es cambiar el tipo de relación médico-paciente, aumentando la participación del paciente. Un reflejo de ello es que el 30 por ciento de los encuestados afirma que internet sirve como una fuente de información en relación a temas de salud, y refuerza más que antes las recomendaciones realizadas por su médico de familia.

De hecho, para el 18,4 por ciento consultar información en la red hace que se acuda con mayor frecuencia a la consulta del médico.

“El uso de Internet para buscar información sobre la salud presenta más ventajas que desventajas en lo que se refiere a la relación médico-paciente. Es más, hasta el 30% de los pacientes que lo utilizan, aseguraron seguir las recomendaciones de su médico más que antes. Por lo que internet actuaría de refuerzo a los consejos del médico de familia”, ha comentado el instituto The Family Watch.

http://www.diariomedico.com/2013/04/02/area-profesional/entorno/61-pacientes-utilizan-internet-posible-diagnostico

Leave a Comment more...


EL PUNTO JUSTO

by on Feb.04, 2013, under Cuentos didácticos

      Siempre han existido las «remisiones espontáneas», las «curas milagrosas» y otros cambios súbitos e insólitos en las conductas individuales, del mismo modo que siempre ha habido personas que han aprendido a utilizar sus capacidades de modos excepcionales.

      Existe una vieja historia sobre un fabricante de calderas que fue contratado para reparar el enorme sistema de calderas averiado de un buque de vapor. Después de escuchar de boca del ingeniero la
fontanerodescripción de los problemas y de hacer algunas preguntas, el hombre se dirigió 
a la caldera. Durante algunos minutos observó todas sus cañerías enroscadas, escuchó su golpeteo y el silbido del vapor que se escapaba y palpó algunas tuberías con la mano. Luego, tarareando una canción, se encaminó a un punto de ese laberinto, introdujo la mano en un bolsillo y sacó un pequeño martillo con el que golpeó una válvula una sola vez. Inmediatamente el sistema entero empezó a funcionar perfectamente y el calderero se marchó.

     Días más tarde, cuando el propietario del barco recibió una factura por mil euros, se quejó ante el calderero de que únicamente había estado en la sala de máquinas quince minutos, y le pidió una factura más detallada.

 

Esto es lo que el calderero le envió:

Por golpear con el martillo …. 0,5 euros

Por saber dónde golpear  ….. 999,5 euros

También puede interesarte:

Leave a Comment more...